Estrategia de EE. UU. para América Central y el sur de México

Departamento de Estado de EE. UU.
Oficina de la Portavoz

Estados Unidos, en colaboración con el Gobierno de México, ha asumido el compromiso de promover una América Central más segura y próspera, reforzando la seguridad, la gobernabilidad y la prosperidad económica, que pueden generar mayores oportunidades y ventajas para los pueblos de la región y ayudarnos a abordar juntos los desafíos compartidos en materia de migración, narcotráfico y las actividades de las organizaciones delictivas transnacionales. Estados Unidos reconoce además que el éxito en el logro de estos objetivos requiere un enfoque inclusivo para la región en general. Por ende, Estados Unidos acoge favorablemente el compromiso histórico expresado por el gobierno de México con el desarrollo en el sur de México y con la promoción de nuestros objetivos compartidos con los países de El Salvador, Guatemala y Honduras. Asimismo, Estados Unidos también desea reconocer la voluntad de México de formular un marco para asegurar que la migración se produzca de manera legal, ordenada y segura.

Como lo señaló el vicepresidente Pence el 11 de octubre en la Conferencia sobre Prosperidad y Seguridad en América Central, “Estados Unidos de América nunca ha tenido un compromiso más firme con el fortalecimiento de nuestra asociación con las naciones del Triángulo Norte para ayudarles… a abordar los problemas que enfrenta nuestra región compartida”. Hoy, Estados Unidos ratifica ese compromiso, y expone una estrategia para la colaboración en 2019, que incluirá una Reunión Ministerial con nuestros pares mexicanos a principios del próximo año; un diálogo más asiduo con los gobiernos de América Central orientado a generar resultados y una hoja de ruta para el cumplimiento de nuestros objetivos comunes; y mayor diálogo y cooperación con otros actores internacionales, así como instituciones internacionales financieras y de desarrollo.

Relación con El Salvador, Guatemala y Honduras

Estados Unidos se compromete a realizar inversiones públicas y privadas por USD 5.800 millones destinadas a promover reformas institucionales y desarrollo en el Triángulo Norte. En reconocimiento de la importancia de promover el crecimiento económico y las oportunidades para las personas de la región, la Corporación de Inversiones Privadas en el Extranjero (Overseas Private Investment Corporation, OPIC) ya ha invertido más de USD 1.000 millones en el Triángulo Norte desde 2017. Estas inversiones se centraron eni infraestructura, energía, crecimiento económico y creación de puestos de trabajo. La OPIC podría invertir y movilizar hasta USD 2.500 millones más en esta región si se identifican proyectos comercialmente viables. Millennium Challenge Corporation proporciona más de USD 320 millones en financiamiento de proyectos de infraestructura, educación y gobernabilidad en El Salvador, Guatemala y Honduras. Se han asignado a los gobiernos del Triángulo Norte de El Salvador, Guatemala y Honduras al menos USD 1.800 millones de fondos del Departamento de Estado, la Agencia Estadounidense para el Desarrollo Internacional y fondos regionales. El Gobierno ha solicitado fondos adicionales por USD 180 millones para asistencia bilateral a la región en el pedido para el Año Fiscal 2019.

La estrategia estadounidense complementa la iniciativa de reforma Alianza para la Prosperidad de los gobiernos del Triángulo Norte, que procura impulsar al sector productivo, desarrollar el capital humano, mejorar la seguridad ciudadana y el acceso a la justicia, fortalecer las instituciones e incrementar la transparencia.

Más concretamente, los esfuerzos de Estados Unidos se organizan en torno a tres frentes de actuación generales:

  • Seguridad: Los programas estadounidenses combaten a las organizaciones delictivas transnacionales, erradican el narcotráfico, refuerzan la seguridad ciudadana, reducen la violencia de pandillas, afianzan las fronteras y disuaden el contrabando y la trata de personas al centrarse en la profesionalización de las instituciones de seguridad.
  • Gobernabilidad: La asistencia estadounidense apoya las iniciativas contra la corrupción que mejoran la facilidad de los negocios, fortalecen el Estado de derecho, promueven las instituciones sólidas y la rendición de cuentas gubernamental, reducen la impunidad y mejoran la gestión fiscal impulsando una recaudación fiscal eficiente, la participación de la sociedad civil y la reforma institucional.
  • Prosperidad: Los programas estadounidenses promueven el crecimiento económico, la seguridad energética y alimentaria, la reducción de la pobreza, el desarrollo, la educación y la capacitación de la fuerza laboral, y una mayor integración regional con el fin de generar más puestos de trabajo para los habitantes de América Central, mejorar las oportunidades para las empresas estadounidenses y de otros países, y reducir la migración ilegal.

Estados Unidos también seguirá trabajando en estrecha colaboración con México, socios internacionales, instituciones financieras internacionales como el Banco Interamericano de Desarrollo, el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, el sector privado y la sociedad civil, para maximizar el impacto de las inversiones en la región financiadas por los contribuyentes estadounidenses. Estados Unidos y México auspiciaron en forma conjunta Conferencias sobre Prosperidad y Seguridad en América Central en junio de 2017 y octubre de 2018 y, en consulta con los gobiernos del Triángulo Norte, identificaron áreas comunes de cooperación económica y en seguridad para ser implementadas en la región. Esa cooperación se incrementará en 2019 con la designación de un Equipo Especial de Alto Nivel, que tendrá la responsabilidad de encabezar nuestros esfuerzos y producir resultados.

Sur de México

Estados Unidos reconoce que un México sólido, estable y próspero beneficia a toda la región. Estados Unidos tiene además el compromiso de usar todas las herramientas pertinentes de promoción y políticas de comercio e inversión del Gobierno estadounidense para apoyar el desarrollo en el sur de México, y de trabajar con la iniciativa del gobierno del presidente López Obrador para el desarrollo de la región y de los países del Triángulo Norte. Estados Unidos toma nota de los planes ambiciosos que aspiran a promover el crecimiento económico, nueva infraestructura, instituciones más sólidas y oportunidades para la población del sur de México, como elementos integrales para abordar nuestros desafíos comunes en la región.

En particular, Estados Unidos apoyará activamente el objetivo de aprovechar las inversiones públicas y privadas en el sur de México para incluir el diálogo con el Gobierno de México a principios de 2019. Estados Unidos fomentará el apoyo a las inversiones estadounidenses en proyectos de infraestructura que contribuyan al objetivo del Gobierno de México de generar oportunidades y prosperidad económica en el sur de México.

La OPIC está dispuesta a apoyar esta iniciativa mediante fondos para financiamiento, aseguramiento e inversión aplicados al desarrollo de proyectos que generen puestos de trabajo de calidad y fomenten más oportunidades económicas. La OPIC está dispuesta a invertir y movilizar fondos adicionales por USD 2.000 millones para proyectos en el sur de México que sean viables y atraigan inversiones del sector privado. Esta cantidad es adicional a los USD 2.800 millones en proyectos destinados a México a través de las actuales líneas de inversión de la OPIC.

Estados Unidos tiene además el compromiso de brindar asistencia técnica para facilitar el diseño y la implementación de proyectos para el sur de México. Estados Unidos considerará la posibilidad de asistencia a través de la Agencia de Comercio y Desarrollo de Estados Unidos, el Departamento de Estado y el Banco de Exportación e Importación de EE. UU. Se creará a principios de 2019 un Equipo Especial de Alto Nivel que contribuirá a identificar oportunidades y modos en los que podría brindar apoyo el Gobierno estadounidense.

Ambos países iniciarán además un diálogo enfocado con otros gobiernos que colaboran con la región, para instar el financiamiento de proyectos de desarrollo del Gobierno de México en el sur de México.

###
Esta traducción se proporciona como una cortesía y únicamente debe considerarse fidedigna la fuente original en inglés